FCE

En el fondo no todo son letras: una muestra gráfica organizada por la SRE

En ese sentido, uno de los objetivos primordiales de la exposición, conformada por más de 130 viñetas y obra  gráfica del acervo del FCE, más de 90 portadas de libros, más de 70 artistas, 17 colecciones una revista y 13 obras del Museo Nacional de la Estampa, es rendir homenaje a tres grandes artistas que colaboraron de manera extraordinaria en la historia del Fondo de Cultura Económica: Vicente Rojo, Rafael López Castro y Francisco Toledo.

Ciudad de México, 11 de junio (MaremotoM).- La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) se une a la celebración por el 90 aniversario del Fondo de Cultura Económica (FCE) con la muestra gráfica “En el Fondo no todo son letras”, que abrió sus puertas al público el viernes 14 de junio, a las 10:00 h, en la Galería 2 del Museo de la Cancillería, en el Instituto Matías Romero.

Ana Carolina Abad, curadora de la muestra, nos recuerda que “la historia de una editorial puede narrarse desde diversos puntos de vista”. En ese sentido, indicó que “esta exposición presenta un panorama de la historia del FCE desde el arte gráfico que ha formado parte de las portadas y los interiores de los libros publicados a través de las obras y viñetas que conforman el acervo gráfico del FCE”.

Desde su fundación, en 1934, numerosos artistas, ilustradores y diseñadores han colaborado con el FCE para dar una identidad a sus libros. Los dibujos, grabados, acuarelas y calcas que aparecieron en las portadas e interiores con diferentes fines —ilustrar, decorar, informar, narrar— fueron resguardados por algunas personas en una bóveda bancaria en algún momento del siglo XX y redescubiertos en la década de los noventa.

En el Fondo no todos son letras
El 90 aniversario del FCE es una coyuntura ideal para traer a la luz este importante acervo gráfico. Foto: Cortesía

El 90 aniversario del FCE es una coyuntura ideal para traer a la luz este importante acervo gráfico, no solo por su valor artístico sino por su valor histórico y documental. “Por un lado, abunda Carolina Abad, es una muestra de la escena artística nacional e internacional. Muchos de los artistas consolidados, artistas emergentes, ilustradores y diseñadores que colaboraron con el FCE tuvieron una trayectoria artística paralela y parte de su producción ha sido resguardada por el Museo Nacional de la Estampa, por lo que sus obras dialogan con su labor en el ámbito editorial.

“Por otro lado, el acervo también es un reflejo de los procesos institucionales y técnicos para ilustrar las publicaciones. El proceso editorial se muestra no como un camino recto y sin accidentes, sino con curvas sinuosas, recorridas una y otra vez por todas las personas involucradas. También muestra cómo, poco a poco, se ha reconocido la labor de algunos colaboradores, como traductores, editores, diseñadores e ilustradores. Es por ello que esta exposición también es una oportunidad para rendir homenaje a artistas y diseñadores como Vicente Rojo, Rafael López Castro, Francisco Toledo y Antonio Helguera, quienes han dejado huella en la historia de las publicaciones en México”.

https://fb.watch/sY0HPISzY2/

En ese sentido, uno de los objetivos primordiales de la exposición, conformada por más de 130 viñetas y obra  gráfica del acervo del FCE, más de 90 portadas de libros, más de 70 artistas, 17 colecciones una revista y 13 obras del Museo Nacional de la Estampa, es rendir homenaje a tres grandes artistas que colaboraron de manera extraordinaria en la historia del Fondo de Cultura Económica: Vicente Rojo, Rafael López Castro y Francisco Toledo.

Te puede interesar:  El Eco, documental de Tatiana Huezo, se estrena a fines de agosto
Festival Alfonsino
El recordado Vicente Rojo y un premio honorario. Foto: Cortesía

Vicente Rojo es uno de los artistas más destacados del abstraccionismo mexicano. Su trabajo se puede apreciar en diversas  editoriales y suplementos culturales. Entre 1950 y 1960 formó parte de la llamada “Generación de la Ruptura” y se inclinó por las figuras geométricas, donde la forma y el color se volvieron los principales motivos del artista. Fue cofundador de la Editorial Era, donde  diseñó las portadas de importantes publicaciones como Cien años de soledad, de Gabriel García Márquez; La noche de  Tlatelolco, de Elena Poniatowska, y Las batallas en el desierto, de José Emilio Pacheco. Además, colaboró en La Gaceta del Fondo de Cultura Económica.

Francisco Toledo
Francisco Toledo

Por su parte, Francisco Toledo, originario de  Oaxaca, donde conjugó colores, formas, texturas, volúmenes y seres fantásticos que habitan su inmensa obra, fue un incansable promotor de la cultura mexicana, creador de instituciones y proyectos vanguardistas, fundó universos con vitalidad propia, travesías entre el volumen, las texturas y el color naciente de una creatividad vinculada al mito, a la magia y a las raíces mexicanas.

Su trabajo le hizo acreedor al Premio Nacional de Ciencias y Artes, en el área de Bellas Artes. Toledo es considerado uno de los artistas mexicanos más importantes. Fue fundador del Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca (MACO), la Casa de Cultura de Juchitán, la Biblioteca para Invidentes Jorge Luis Borges, el Instituto de Artes Gráficas de Oaxaca (IAGO), el Taller Arte Papel Oaxaca, del Centro de Artes de San Agustín (CASA), el Centro Fotográfico Manuel Álvarez Bravo, el Cine Club del Jardín Etnobotánico, la Fonoteca Eduardo Mata, así como de la Biblioteca Francisco de Burgoa, la editorial Ediciones Toledo y las revistas Guchachi Reza (Iguana Rajada) y Alcaraván.

Rafael López Castro
Rafael López Castro

Finalmente, Rafael López Castro fue integrante del Grupo Madero, liderado por  Vicente Rojo. Trabajó como jefe del área de Diseño en el Departamento de Producción del Fondo de Cultura Económica, entre 1978 y 1986. Realizó los diseños de portadas de las colecciones Ciencia y Tecnología, Biblioteca Joven y Lecturas Mexicanas. También realizó la maqueta del libro conmemorativo  por el 45 aniversario de esta casa editorial.

La muestra “En el Fondo no todo son letras”, con que la SRE celebra las nueve décadas de vida del FCE, permanecerá abierta al publico a partir del 14 de junio y hasta el 17 de agosto, de 10:00 a 16:00 h, de martes a sábado, en el Museo de la Cancillería del Instituto Matías Romero, ubicado en República de El Salvador 43 y 47, en el Centro Histórico de la Ciudad de México. La entrada es libre.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*